20 de mayo de 2008

Reseña: Arrowsmith

Tu tienda de cómics en Ciudad Real

Título en España: Colección Alquimia vol.4 Arrowsmith: Tan guapos de uniforme
Título en EEUU: Arrowsmith #1 & Arrowsmith #2 & Arrowsmith #3 & Arrowsmith #4 & Arrowsmith #5 & Arrowsmith #6
Formato: Tomo tapas rústicas, color, 168 páginas
Precio: 13,00 €
Editorial: Norma Editorial

Reseña:

Este es el cuarto tomo de la colección Alquimia, la línea de Norma Editorial con pocos meses de vida y en la cual se irán incluyendo todos aquellos cómics que tengan temática de fantasía. Hace tiempo me leí el tercero, Fafhrd y el Ratonero Gris, una adaptación al arte secuencial de una obra del novelista Fritz Leiber, y me prometí que volvería a probar con otro cómic de la misma línea para comprobar si el buen sabor de boca que me había dejado el anterior se podía repetir o era una sensación aislada. Afortunadamente no tuve que esperar mucho tiempo cuando, poco después, salió a la venta este "Arrowsmith: Tan guapos de uniforme", con una pareja de autores en portada realmente prometedora (Kurt Busiek al guión y el gaditano Carlos Pacheco como dibujante) que me dio la excusa necesaria para llevármelo a mi casa y disfrutar de una neuva lectura de un cómic de fantasía heróica.

Lo primero que hay que tener en cuenta a la hora de leer Arrowsmith es que no es ninguna adapación de ningún libro ni película, es una obra original nacida de la mente de un Busiek realmente inspirado. El cómic recibe su nombre del protagonista, Fletcher Arrowsmith, un chico que vive en los Estados Unidos de Columbia y que sueña con formar parte del la división de aviación del ejército para poder ir a luchar a Europa, donde se está desarrollando la guerra más terrorífica que ha conocido la humanidad. El año en el que transcurre es el 1915, y ta temática es un cruce perfecto entre la fantasía épica y la novela histórica. Sin ir más lejos, la guerra de la que trata es de la I Guerra Mundial, solo que en vez de alemanes tenemos prusianos, galos por franceses y Albión ocupa el lugar en el mapa en el que realmente está Gran Bretaña.

Verdaderamente, lo que más me ha gustado de este cómic ha sido la ambientación y el mundo que ha inventado Busiek. La magia es tratada como tecnología punta e innovadora en un mundo en el cual conviven seres fantásticos como ogros, trolls, enanos, vampiros, criaturas elementales, dioses nórdicos... Con este plantel, cruzado con un entorno bélico como es en el que nos encontramos, es fácil armar una buena historia. De hecho, los combates aéreos no se desarrollan con aviones, sino que los aviadores están ayudados de la magia que aprovechan la habilidad de unos pequeños dragones denominados Dragonets para volar. Los estrategas y comandantes no son militares experimentados, sino grandes magos con vastos conocimientos y habilidad a la hora de crear nuevas armas. Y en el campo de batalla, a lo largo de los seis capítulos en los que se divide este volumen, veremos soldados rasos codo con codo con ents.

Pero no sólo de un buen contexto vive un buen cómic. A medida que avanzaba en la lectura me daba más la impresión que la primera intención de Kurt Busiek era sacar de este proyecto una saga mucho más larga, por ahí he leído que el guionista trabaja en una segunda historia, pero no es información ni mucho menos nueva, así que no sé qué pensar realmente. Todo esto viene a cuento porque el argumento del que trata es sobre las aspiraciones de Fletcher de pasar de vivir en su pequeño pueblo a ir a combatir a la guerra. De esta forma, seremos testigos de cómo va ascendiendo en el escalafón militar, cómo va conociendo lo cruel que es la guerra, sus inclemencias y, en definitiva, cómo se va haciendo un hombre adulto y responsable. Hay una evolución en la historia, pero no deja de darme la sensación constante de que se está desaprovechando el increíble potencial del mundo en el que transcurre la historia. Sin duda, un punto negro importante. En realidad, "Arrowsmith" pertenece a WildStorm, y ésta a DC Comics, así que esperemos que el respaldo de una de las dos editoriales grandes estadounidenses dé lugar a una continuación algún día.

Parte de la culpa de que esté tan sorprendido y contento con este tomo es del dibujante español Carlos Pacheco. El artista es el encargado de dar forma y plasmar en el papel este fantástico mundo, encargándose de dibujar a todas esas criaturas mágicas que se pasean por el cómic, así como los Dragonets y demás hechizos que van surgiendo. Una fantástica colaboración de entintador y colorista ensalzan muchísimo más aún la labor de Pacheco. Creo que estamos ante uno de los mejores trabajos de toda su carrera, es una pena que no se le haya dado la prensa a este cómic que han disfrutado otras obras con peores resultados finales.

En definitiva, una de las mejores lecturas y una de las sorpresas más gratas de todo lo que llevamos de año. Os lo recomiendo encarecidamente.

8,75/10

Reseñas relacionadas:
Fafhrd y el Ratonero Gris
New Excalibur #3
Aquaman: La Espada de Atlantis
Los Exiliados #12
Hulk #12 Planeta Hulk #4

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails