12 de agosto de 2008

Reseñas Breves Marvel (agosto´08)

Tu tienda de cómics en Ciudad Real

Título en España: Thuderbolts #7
Título en EEUU: Thunderbolts nº118
Formato: Comic Book 24 páginas
Precio: 1.95 €
Editorial: Panini Cómics

Reseña:

Tercera parte de las seis en total que componen el arco argumental actual en la colección de los Thunderbolts: "Ángeles enjaulados". Un nombre que, tal y como comprobamos este mismo mes, le viene como anillo al dedo a la historia que nos está contando Warren Ellis de los componentes de este grupo. Realmente, no me esperaba que la serie tomara estos derroteros tan rápiamente, pero Ellis está sabiendo encontrar la conjunción exacta entre la acción a raudales que exige un título con unos protagonistas como estos y el explotar el transfondo psicológico que tienen todos y cada uno de los personajes.
En el número de este mes, Ellis se las apaña para lograr que todos los Thunderbolts tengan su página de progatonismo, y no precisamente con apariciones gratuitas, sino que está sabiendo llevar la historia de forma que resulte verdaderamente interesante. Así pues, veremos a un Norman Osborn que cada vez tiene más problemas para mantener el control sobre su otra personalidad, la del Duende Verde; a Mac Gargan luchando por mantener el control del simbionte Veneno; a Robbie Baldwin pasando por esa extaña terapia a la que le está sometiendo el psicólogo Leonard Samson; y al Espadachín desaparecido. Si con todo este lío no es suficiente, además, alguien ha hecho explotar el transporte de los Thunderbolts cuando aún se encontraba en el hangar, así que ahora todo el personal tendrá que afrontar una situación de crisis que se va a extender por todo el centro de operaciones. Sin lugar a dudas, lo mejor de este número es que Ellis sabe marcar los tiempos adecuadamente dándole a cada personaje el protagonismo que requiere en esta ocasión, y todo lo hace a una velocidad de vértigo. Precisamente ésa es la peor de las facetas, no sólo de este número, sino de lo que llevamos de colección desde que llegara Ellis a la cabecera, que cada cómic resulta extremadamente breve y se lee en demasiado poco tiempo. Deja con ganas de mucho más.
Por otra parte, en la parte gráfica, el dibujante continúa siendo Mike Deodato Jr., y vuelve a firmar un excelente trabajo. La explosión y esa violencia con la que dota a Veneno son ejemplos claros de lo bien que lo puede hacer este artista. El ambiente oscuro en el que se desarrolla todo ayuda mucho a su estilo. Curiosamente, lo que más me ha gustado es la estructura de cada una de las páginas del cómic, pues combina varias formas de distribuir las viñetas que favorecen la narración y a que el lector se "interne" en la lectura.

8/10

Título en España: Lobezno vol.4 #32
Título en EEUU: Wolverine Origins Annual nº1 & Wolverine Origins nº16
Formato: Comic Book 56 páginas
Precio: 3.70 €
Editorial: Panini Cómics

Reseña:

De nuevo nos encontramos con otro número especial en la colección publicada en nuestro país del mutante de las garras de adamántium. En esta ocasión, se siguen respetando las dos entregas USA por cada una española, pero se produce un aumento de páginas, pues se incluyen el primer anual de la serie "Wolverine Origins" y la primera parte del nuevo arco argumental que corresponde a la citada serie. Por lo tanto, tenemos de vuelta al guionista Daniel Way en las páginas de Lobezno, y está acompañado de dos dibujantes de renombre: Kaare Andrews y Steve Dillon (otro que vuelve a la cabecera).
He de reconocer que el anual me ha sorprendido gratamente. No es que la nueva serie de Way me esté dando muchos motivos para pensar que es de lo mejor que hay actualmente en Marvel, pero el guionista hace un buen trabajo devolviéndonos, por enésima vez, a la época en la que Logan respondía al nombre código de Parche en Madripur. Esta vez, se trata de explotar la relación entre Seraph (una novia que pasó fugazmente por los cómics marvelitas y que es recuperada en la serie en la que Way se encarga de contarnos cómo Lobezno se encarga de investigar su propio pasado y desechar los recuerdos falsos) y el propio Logan. Precisamente, y al contrario de lo que suele pasar con otros anuales de Marvel, este tiene una gran importancia dentro de la serie regular original, pues, en el siguiente número USA contenido en este cómic, Lobezno se encuentra recordadno un suceso también acontecido en su etapa en Madripur. En esta ocasión la acción comienza con el mutante visitando el museo dedicado a la memoria del fallecido Capitán América recordando cómo fue la primera vez que ambos se encontraron, en una misión en la que tenían que rescatar a una chica cuya importancia ha sido bastante relevante en la vida de ambos. A grandes rasgos, este número mejora el sabor de boca que me dejara la serie que cuenta los orígenes de Lobezno antes de que se produjera el salto de colección en la edición española, pero aún así, sigo pensando que es una de las más flojas en el panorama mutante (y eso que trata de un tema de mucha importancia para todos los aficionados).
Kaare Andrews es el dibujante del Annual, haciendo uso de su habitual estilo en el que ensalza el aspecto más oscuro de Lobezno y el contraste que hay entre él y Seraph. El resultado gráfico final ha sido espectacular, pues las páginas de los flash backs parecen fotografías descoloridas y desgastadas por el paso del tiempo. De ahí damos un salto en cuanto a estilo para encontrarnos a un Steve Dillon cuyo estilo me sigue pareciendo completamente inadecuado para la serie del garras. Podría decirse que, cada vez que un superhéroe aparece en ella, me chirría mucho en el estilo de Dillon. A pesar de ello, contrarresta sus carencias con la no censura en las escenas en las que Lobezno da rienda suelta a su agresividad.

6/10

Título en España: Los Poderosos Vengadores #7
Título en EEUU: Giant-Size Avengers nº1
Formato: Comic Book 56 páginas
Precio: 3.50 €
Editorial: Panini Cómics

Reseña:

Aprovechando el período estival, en Panini han decidido que este debe ser el mes adecuado para sacar a la venta el "Giant-Size Avengers" que salió en Estados Unidos hará cosa de unos seis meses. Así que nos tomamos un pequeño descanso de Bendis a cargo de una de las series de Vengadores que él escribe y tendremos en nuestras manos un cómic en el cual C.B. Cebulski es la cabeza visible de un grupo de guionistas más bien desconocidos.
Lo cierto es que lo más curioso de la estructura con la que han sacado este Giant-Size me ha llamado la atención poderosamente. Se trata de una serie de cuatro historias enclavadas en diversas épocas dentro de la historia de los Vengadores unidas entre sí mediante una quinta que ejerce la función de hilo conductor. Es esa precisamente con la que se abre el fuego y la que cierra el cómic, titulada "Cotilleos" con el ya comentado Cebulski en el guión. El resto de los nombres que figuran como escritores del resto de historias la verdad es que, por lo menos a mí, me han resultado completamente desconocidos. Estos breves relatos tratarán de casos tan dispares como del mayordomo Jarvis desempeñando su labor en la desaparecida Mansión de los Vengadores mientras estos plantan cara a un ataque de robots; a Henry Peter Gyrich aclamado como un dios por unos alienígenas de otra dimensión; a Luke Cage, Spiderman y Lobezno teniendo que enfrentarse a un intruso de poderes cósmicos en la Torre Stark; y al Trepamuros asumiendo el papel de vengador que se le ofreció poco después de la saga "Desunidos". Cada una escrita por una persona distinta y dibujada por un artista diferente también, pero en todas se demuestra el conocimiento de los autores no sólo de la historia, sino también de los personajes (aunque esa que protagoniza Spiderman es la que menos me haya gustado). Realmente, el contenido como tal, no es nada especial, pero sí que restulata interesante. De hecho, este cómic le gustará, más que a nadie, a los verdaderos fans de los Vengadores, y no pasará de ser una anéctoda o un complemento de relleno en la colección para el lector ocasional.
Y, si la mayoría de los escritores no me suenan, los nombres de los dibujantes sí que tienen mayor peso. Jim Cheung (del que no me cansaré de decir que es uno de los mejores artistas con los que cuenta actualmente Marvel en nómina) es el que acompaña a C.B. Cebulski en la historia principal, e irá dejando su puesto a hombres de la talla de Paul Neary, cuyo estilo contrastará entre ellos, pero que da un resultado final muy digno para tratarse de una combinación tan extraña de dibujantes.

7/10

Título en España: Punisher: Diario de Guerra #11
Título en EEUU: Punisher War Journal vol.2 nº13
Formato: Comic Book 24 páginas
Precio: 1.95 €
Editorial: Panini Cómics

Reseña:

Después de un decepcionante arco argumental en el que Frank Castle luchaba contra nazis en el Sur de Estados Unidos luciendo un uniforme inspirado en el que portara el Capitán América y del cruce de su serie con World War Hulk, por fin volvemos a ver al personaje relacionándose con el resto de héroes y villanos del Universo Marvel haciendo realidad la promesa con la que se abrió esta colección, la de integrar al Castigador dentro de la continuidad habitual marvelita. A ver si, a partir de ahora, la serie de Matt Fraction empieza a retomar el vuelo.
Punisher vuelve a las calles de Nueva York (cronológicamente, esto ocurre después de todo el lío de Hulk) para encontrase con un Rino que ha vuelto a las andadas. El villano se ha buscado dos aliados para atracar un banco, pero algo sale mal y un guardia de seguridad resulta muerto. Este acontecimiento es suficiente para que Punisher decida que ya es hora de acabar con uno de sus más peligrosos enemigos y dar el paso que ningún otro superhéroe se atreve a dar. Sin embargo, no todo ocurre tal y como lo tenía planeado el bueno de Frank. En este cómic tendremos como invitado a Spiderman y a un hijo de un antiguo villano el cual parece dispuesto a seguri los pasos de su fallecido padre. Parece que Fraction se toma en serio lo de hacer que Castle se relacione con otros personajes del Universo Marvel, y no pierde la oportunidad de aprovechar a uno de los más habituales dentro de la galería de héroes que le ofrece la editorial. Personalmente, y después de leer el número de este mes, que ofrece varias sorpresas, por lo que es una lectura amena, he recuperado la esperanza de que esta pueda ser una serie que guarde un nivel medio-alto en los próximos números si se mantienen las buenas formas que parece que aquí se han iniciado.
Visualmente, Ariel Olivetti, quien sigue como portadista, ha dejado su puesto a Cory Walker. Un cambiode estilo radical pero que se hace para bien. Walker es un grandísimo dibujante que aún no ha logrado establecerse en una serie de ninguna de las dos editoriales grandes (al margen de su fantástico trabajo en "Invencible", de Image). Lástima es que no sea el encargado de cerrar el arco argumental, pero estas 22 páginas que tenemos entre manos son lo mejor que se haya publicado en el actual volumen de la serie, sin lugar a dudas.

7/10

Otros meses en el Univeros Marvel:
Julio´08
Junio´08
Mayo´08
Abril´08
Marzo´08

1 comentario:

Anwar A.K.A Felipe dijo...

Muy buen blog el vuestro, lo añadiré al la lista del mío. También quería decir quem mi blog ha sido atacado. Ayudaaaaaaa

http://cinemaworldycomics.blogspot.com/

Related Posts with Thumbnails