3 de marzo de 2010

Reseña: All Star Batman y Robin

Tu tienda de cómics en Ciudad Real
Título en España: All Star: Batman y Robin
Título en EEUU: All Star: Batman & Robin The Wonder Boy USA TPB
Formato: Tomo tapas cartoné, color, 256 páginas
Precio: 20.00 €
Editorial: Planeta DeAgostini

Reseña:

La verdad es que estamos ante uno de los cómics que más me apetecía leer en los últimos meses. No sólo porque uno sea fan casi incondicional del Hombre Murciélago, sino también por los dos autores que se han unido para ofrecernos esta obra que no viene a ser más que una revisión más sobre un momento determinado de la historia de Batman y Robin.

Para los guiones se ha escogido a uno de los grandes nombres del Noveno Arte, Frank Miller, el aclamado autor de otros cómics de gran renombre como "300", "Sin City", "El Regreso del Caballero Oscuro", "Batman: Año Uno" o su grandioso trabajo con Daredevil. El altísimo nivel del currículum de Miller es innegable, y el mero hecho de comprobar que vuelve a escribir cómics con un personaje con el que nos ha brindado unas historias realmente buenas no hace más que crear unas espectativas altísimas en cuanto a lo que nos podemos encontrar en este "All Star: Batman y Robin". No sólo es el guión, sino que también hay que tener en cuenta quién se sienta enfrente de la mesa de dibujo, nada menos que Jim Lee, una década después de que vendiera su sello de WildStorm a DC y se asegurara un trabajo fijo casi, casi, hasta que él quisiera. Dos nombres de la élite del cómic americano y el personaje (y todo el subuniverso que le rodea) más representativo de la editorial, además de la libertad creativa que ofrece el hecho de ser una historia completamente fuera de la continuidad oficial (o no, quién sabe, en DC pronto pueden hacer que esto sea lo real). Una fórmula que prometía funcionar e, incluso, mejorar lo que ya se había escrito sobre los dos personajes protagonistas.

En primer lugar, me gustaría decir que "All Star Batman y Robin" es un cómic muy bueno de superhéres, pero que no alcanza la excelencia que muchos pensábamos que sí que iba a lograr. La historia trata de un Bruce Wayne acompañando a su último ligue, una periodista llamada Vicki Vale, a una visita al circo donde actúan los "Grayson Voladores", una familia de trapecistas compuesta por un matrimonio y su pequeño hijo Dick. Sin embargo, la cosa se tuerce cuando un tipo asesina a los padres del chico, se crea un caos en la carpa y hace acto de presencia la corrupta policía de Gotham City. A partir de aquí, leeremos, más en pronfundidad, eso sí, lo que ya nos conocemos de la historia clásica del día en el que Batman acogió a Dick Grayson como pupilo, pero adaptada al siglo XXI y al más puro estilo de Frank Miller.

Lo mejor del cómic es eso, que Miller reinterpreta la historia mostrándonos a un Batman mucho más cercano al que vimos en su ya nombrado "El Regreso del Caballero Oscuro" de lo que cabría imaginar. Un Batman casi bipolar, chulo, despiadado, promiscuo, desatado y que es capaz de plantarle acara a cualquiera que le caiga mal (en general, cualquier persona, excepto Alfred y, en ocasiones, su nuevo compañero, Robin). Los diálogos cobran una importancia enorme en los primeros compases de la obra, pues Batman y Dick se pasan en el Batmóvil toda la primera mitad del tomo sosteniendo una conversación que se hace demasiado repetitiva y que, en mi opinión, lo único que hace es ayudar al lector a que se acostumbre y conozca a los dos personajes, algo muy necesario, ya que no son los típicos Batman y Robin que estamos acostumbrados a leer. Para mí, ha llegado a ser aburrida toda esta parte del Batmóvil porque, sí, vemos a un Dick jovencísimo y descarado, y a un Batman que se mueve entra la locura y la cordura constantemente (muchas veces sus pensamientos le llevan a centrarse en la actitud del chico, lo que le suma protagonismo a él y se lo reste al Murciélago, algo muy habitual en los cómics actuales). El hecho de que sea tan repetitivo y los únicos cambios que se aporten a esta conversación sean los que tienen lugar en el Batmóvil a medida que se van acercando a la Batcueva, es un punto en contra con respecto al arranque de la historia.

De todas formas, aunque es una historia sobre Batman y casi todo lo que leemos sucede en Gotham City, eso no quita para que no veamos a un gran número de secundarios, tanto gothamitas como superhéroes. Canario Negro es la primera "ajena" en aparecer en estas páginas, también lo que parece que será el origen de la Liga de la Justicia, con Wonder Woman, Superman, Green Lantern y Plastic Man. De hecho, algunos de estos personajes van pasando al primer plano en según qué partes de la obra, cuando se van encontrando con Batman e intervienen en el trabajo de éste. Una vez más, Miller nos deja claro que no es el Universo DC al que estamos acostumbrados, es algo completamente diferente, todo salpicado por el tono que le da este escritor a sus cómics, algo que le debe gustar al lector para que se encuentre a gusto con la historia.

En cierto modo, muchas veces, Miller se supedita al dibujante, Jim Lee a la hora de incluír personajes o narrar según qué escenas. La espectacularidad de los dibujos de Lee es sobradamente conocida, y la exuberancia de sus personajes femeninos, también. Las splash pages están a la orden del día en los cómics de Jim Lee, y encontramos muchísimas a lo largo de todo el cómic. Ya sean de una página, de dos, o un gigantesco desplegable que tenemos esperando cuando Robin ve por primera vez lo grande que es la Batcueva y lo atestada que está de cosas. La verdad es que no son incómodas, como sí que suele pasar en otros cómics, en los que parece que la lectura es demasiado superficial debido a la abundancia de este "recurso" narrativo de dibujantes del estilo de Jim Lee, pero eso se lo tenemos que agradecer a Frank Miller. Constantemente, da la impresión de que Miller escribe el guión por y para Jim Lee, con lo que el resultado visual es tremendo. Además, Lee se saca de la manga algunos nuevos diseños, como la apariencia del Joker (que aparece bien avanzada la obra pero que debía estar ahí, tratándose de un cómic en el Batverso) o el traje de Batgirl. El apartado gráfico es el auténtico punto fuerte del tomo, pero hay que tener en cuenta que ha sido, en gran medida, la causa de que los números en grapa de esta colección aparecieran en Estados Unidos con retrasos constantes de meses.

En definitiva, un cómic muy bueno de superhéroes con la habitual mala uva de Frank Miller rodeando a los personajes protagonistas. La lectura es muy amena, la edición que nos ha proporcionado Planeta DeAgostini es sencillamente genial, digna de los dibujos de un Jim Lee verdaderamente inspirado. Puede que desagrade a los aficionados más puristas de la continuidad y de Batman, pero no deja de ser una buena elección.

9/10
(Cojonudo)

Reseñas relacionadas:
Batman: La Broma Asesina
Batman: Ego
Batman: Año 100
Gotham Underground
Batman: Confidencial #2

5 comentarios:

tatiana dijo...

Hola!!!
Buen día mi nombre es Tatiana soy administradora de un directorio de webs y blogs, estuve visitando tu página y
me parece muy interesante, me gustaría contar con ella en mi directorio, si así lo deseas no dudes en escribirme
ta.chang@hotmail.com
Un beso. Saludos.

Miguel N4 dijo...

Oído cocina.

Anónimo dijo...

Por que siempre sacan a Batman como que se le caen los cojones por la puta de Selina? un heroe revolcandose con una perra que hace pactos con villanos? una cojonada.

Lo mejor fue leer lo que Wonder Woman queria hacer con el, si sacan mas numeros quiero ver a la amazona rompiendole los cojones. Lo que dejo que el pobre Dirk le hiciera a Linterna Verde es impedonable. Se la da de muy machito al hablar de Superman y Linterna Verde pero con la ladrona de selina se le caen los cojoes.

Este no es un heroe es un bandolero de los peores y un idiota de los mayores, que mejor que la amazona (por ser mujer) para que lo baje de las nuebes rompiendole los cojones. Quisieron que Batman se parezca a Wolverine? el jamas seria tan macabro. Decepcionate

Anónimo dijo...

Por que siempre sacan a Batman como que se le caen los cojones por la puta de Selina? un heroe revolcandose con una perra que hace pactos con villanos? una cojonada.

Lo mejor fue leer lo que Wonder Woman queria hacer con el, si sacan mas numeros quiero ver a la amazona rompiendole los cojones. Lo que dejo que el pobre Dirk le hiciera a Linterna Verde es impedonable. Se la da de muy machito al hablar de Superman y Linterna Verde pero con la ladrona de selina se le caen los cojoes.

Este no es un heroe es un bandolero de los peores y un idiota de los mayores, que mejor que la amazona (por ser mujer) para que lo baje de las nuebes rompiendole los cojones. Quisieron que Batman se parezca a Wolverine? el jamas seria tan macabro. Decepcionate

Anónimo dijo...

sospechosa reseña.

este cómic es de las peores mierdas de los ultimos tiempos.

ni se les ocurra botar esos 20.00 €.

aqui batman aparece como un pobre idiota cabeza de musculo que anda sonriendo todo el tiempo. frank miller murió en los 80 y ahora fue suplantado por un preadolescente desmotivado.

y jim lee desesperado por dibujar afiches en vez de viñetas. dibuja ridiculos musculos hasta en los juanetes de alfred pero sin lograr contar esta historia pedorra y aburrida que nos quiere vender DC.

Related Posts with Thumbnails